jueves, 25 de marzo de 2010

La Veleta


New Young Pony Club:Chaos

Esta semana he llamado, por fin y después de casi dos meses, al servicio técnico de la marca de mi tele para que vengan a recogerla y a arreglarla. Cuando he estado hablando con la operadora, me ha preguntado que si conservaba la caja original del aparato, yo le he contestado que sí, que claro, y ella me ha dicho: “¿cómo que claro? Perdona, pero eso no lo guarda nadie", "¿para qué me lo preguntas entonces?" le he dicho yo, a lo que ella me ha respondido: "porque me obliga el formulario". Muerta Sánchez me he quedado. Yo veo super normal guardar estas cosas, lo que pasa es que, cuando lo pienso, caigo en el síndrome de Diógenes severo que sufro por herencia genética. En mi familia somos muy de acumular absurdeces, y yo, las cajas de los aparatos electrónicos, las guardo por si pasan estas cosas o por si se presenta una mudanza. Ya, soy un demoño.

El sábado estuve comiendo con Oscar, al que hecho muchísimo de menos desde que se exilió a Barcelona por motivos de trabajo. Me contó que se ha aficionado a las subastas por internet, cosa que a mí me parece harto complicado, pero que a él se le da de maravilla por lo visto. Tanto, que hace poco se compró un robot aspiradora por 9 céntimos y lo vendió luego por doscientos leuros. Lo que más me gustó de la historia es que, por lo visto, el robot este, que funciona sólo y va sin cables, cuando siente que se le va a acabar la batería, ¡vuelve sólo hasta donde tenga enchufado el cargador y se conecta para volverse a cargar! Quiero uno ya de ya.

Y este domingo, como supongo que casi todos sabréis, estuve pinchando en el Infrarrojo. Que bien me lo pasé, éramos poquitos pero me divertí mucho y lo di todo. Me encanta la sensación que se tiene cuando estás en la cabina poniendo la música que te gusta, casi que te da igual que haya o no mucha gente, al menos a mí. Terminamos el menda, Oihana, Álex, Valle y Vero dando botes a las tres de la mañana, con el local vacío, al ritmo de Music go Music y de Riot in Belgium. Gracias again (que pesadito soy) al Infra por invitarme, a todos los que estuvisteis y a Rafa por el precioso flyer. A ver si se repite, ¿no?

Los Planetas es un grupo que nunca me ha gustado demasiado, algunos temas me parecen muy buenos, pero no han sido muy santo de mi devoción. Ahora acaban de sacar Una Ópera Egipcia (que por lo visto es una expresión que utilizan los gypsis para aquellas obras que son tan buenas que no hay calificativos que aplicarles) en la que están incluidas dos cortes cantados con La Bien Querida. Uno de ellos es La Veleta, canción que no he podido parar de escuchar desde que me la bajé ayer. Resulta de que es una versión electrónica de una sevillana de La Niña de los Peines, ¡que maravilla! Yo soy muy fan de Ana Fernández Villaverde y en este tema su voz funciona a la perfección con la música secuenciada y con la preciosa letra. Resultado: una copla de total descarga emocional que envuelve y eleva cada vez que la escuchas. Buscadla que os va a encantar.

Las tortillers de España andan locas ante el inminente estreno de Habitación en Roma, la nueva peli de Julio Medem, con la guapérrima de Elena Anaya y Natasha Yarovenko (una rusa) pasando una noche entera de sexo y amor en un hotel de la capital Italiana. Normal que anden locas, yo también lo estaría. Ahora, una cosa os digo, después de Caótica Ana, ese ejemplo perfecto de comedia involuntaria, habrá que ver qué pasa. Yo confío, que se trata del director de perlas como La Ardilla Roja y Los Amantes del Círculo Polar. Habrá que esperar con impaciencia y fe.

Allá donde estéis no podéis dejar de ir a ver An Education, preciosa e inteligente película de la directora de Italiano para Principiantes, Lone Scherfig. De entre todos los actores sobresale con fuerza Carey Mulligan, actrizón de las que te enamoras por fuerza y que va a dar muchísimo que hablar, que capacidad de decir sin abrir la boca, que maravilla de chica. También es que su personaje, Jenny, es de lo mejor que he visto en el cine últimamente. Una historia sobre aceptar o no lo que la vida te ha preparado, sobre los sueños, el precio de éstos y sobre la libertad, todo esto en los maravillosos años sesenta y con un sentido del humor que me hizo disfrutar como un enano. Ya os digo, si os la perdéis, más tontos que sois. Tengo que verla en V.O., importante!

Y ayer, en contra de todo pronóstico y para sorpresa mía, fui al fútbol a ver un partido de primera división, Almería Vs Real Zaragoza. Yo soy muy de hacer cosas que nunca he hecho y de probar, que nunca sabes donde va a saltar la liebre. La cosa es que me gustó, me lo pasé estupendamente con el vibrar de la masa enfervorecida y con el cumplimiento, uno por uno, de todos los tópicos. Heteruzos fuera de sus casillas soltando de todo por la boca, musiquilla de Bisbal a todas horas, el bocadillo en el descanso, el tío gordo y loco del bombo, la mari desatada que se sentó a mi lado y que estuvo a punto de sufrir un ataque al corazón de la emoción, el abuelo con el pinganillo siguiendo el partido por la radio al mismo tiempo, la ola, el salto en el momento del gol, los insultos al árbitro, el niño repelente de seis años que lo sabe todo sobre su equipo; en fin, un espectáculo de costumbrismo de lo más divertido. Lo único que no me gustó fueron las equipaciones de los jugadores, ¿dónde quedaron esos equipitos años ochenta, tan apretados y homoeróticos? No siempre se progresa para mejor, eso es una prueba fehaciente.


New Young Pony Club saltaron a la palestra hace unos años, cuando se puso de moda el tema de la New Rave, es decir, colores flúor, estilismos mamarrachos y electro-rock. Hicieron un disco muy simpático, Fantastic Playroom, con temas estupendos como Ice Cream, y ahora publican su segundo disco, The Optimist, con este Chaos como primer single. El trajecico de la cantante no tiene nombre, pero la rubia de los teclados me encanta, que lacia!

6 comentarios:

M dijo...

yo también ando muerto por ver la nueva peli de Medem, claro está que yo siempre he tenido algo de lesbiana... o al menos eso me han dicho, yo no creo...
lo de pinchar Dani, pues mira... hay una cosa muy chula cuando la gente te escucha y se mueve (y en mi caso que no entienden ni papa), la parte coñazo es la de que te vienen treita y te piden cualquier gilipollez (como bien hago yo contigo) pero en inglés, cuando es una FIESTA ESPAÑOLA, y después de decirlo amablemente, solo pongo una cara que lo dice todo... pero está muy chulo, me encantaría que te pudieras venir a una Spanelska Party y pincharas conmigo o pincharas incluso tú solo, te costaría, claro está, por la poca música española que escuchas... pero serías un éxito, mucho más que yo... yo ya lo soy ;)
Lo de Oscar, pues mira... no me extraña nada, tiene unas cosas el niño que para qué... al menos es con el que tengo más contacto, intentamos hablar una vez a la semana y así le cuento mis paranoias en directo, porque este no se mete en el Caralibro, se mete en las subastas que están llenas de perversión y que venden cosas que sabe dios!!!
Me hubiera encantado estar allí contigo y dar botes también (¿te has dado cuenta de que vuelvo a lo pinchar así cómo el que no quiere la cosa?)... por cierto ¿qué canción me dedicaste?... ¿o se te olvidó?
Bueno prenda... por aquí andamos
Munchos besicos!!!

ChicoTóxico dijo...

Pues no he encontrado la cancion... a ver si en casa con mas calma!!!

Diego dijo...

Pues me busco ahora lo de Los Planetas que yo sí soy mucho de ellos, y también de La Bienquerida que estoy superenganchado ahora a ella, un poco retrasado que voy...

Mira, qué risa con el niño de seis años repelente que se sabe todo sobre su equipo. Un beso!

Anónimo dijo...

La veleta, preciosa. Yo soy superfan de los planetas. Para mi la leyenda del espacio, por ejemplo, es OBRA MAESTRA. Se puede escuchar enterito una opera egipcia en

http://www.rtve.es/radio/20100312/disco-grande-estrena-este-lunes-nuevo-disco-los-planetas/323461.shtml

(si os queréis ahorrar el resto —¡¡noooo!!— la veleta está aprox en el minuto 28).

Y ojalá marcos/carlos te programen en viernes o sábado, que el tres en uno, madre–trabajadora–clubber, no siempre es posible :(
Pero, bueno, iremos tirando con los temazos de este blog tan chulo [julia]

o!h dijo...

Qué preciosa la canción, me ha encantado mucios, y el traje imposible también.
Dani, lo de “porque me obliga el formulario” es como para haber quedado a tomar café con ella, qué genialidad.
Tengo muchas ganas de ver una habitación en roma (por la parte que me toca) y porque medem es mucho medem, aunque la última no había por dónde cogerla.
Estoy con Julia (lo de clubber me ha encantado) en que sería maravilloso verte un finde dándole a los caseticos. El domingo fue genial, me encantó, gracias :))

Javier dijo...

Lo mejor del Territorios: NYPC!!!!